Si tengo que optar por una profesión que me defina ahora, opto por la de profe/consultor. Me apetece y gusta ser mensajero de ideas y propuestas para compartirlas con otros sin ninguna pretensión de cátedra académica: facilito mis experiencias reflexionadas. Abiertas. Me dicen que sugerentes. Innovadoras. Durante muchos años la vida de profe/consultor la he realizado en un constante ir y venir entre Barcelona-Latinoamérica-Españas. Me apetece continuar. Estoy abierto a invitaciones múltiples entorno a lo que sé y creo: la cultura, las organizaciones públicas de gobierno, el plural sector de las asociaciones del voluntariado, los ciudadanos cooperantes para otra democracia, la comunicación, los valores para nuestros tiempos, la creatividad, el civismo, la red de los movimientos sociales, la cultura… Para trabajarlos desde la escucha. Para proponer desde cada ciudad y territorio, organización o proyecto. Siempre desde la innovación, la comunicación, la complicidad y el anti academicismo o la movilización y la transformación, hoy especialmente indispensables. Con cena incluida para afianzar amistad. Mis honorarios se adaptan a las posibilidades de cada encargo. Sólo acepto invitaciones de organizaciones e instituciones muy transparentementes y nada mediáticas.

 

En Youtube podéis encontrar muchas conferencias y seminarios grabados por incondicionales amabilísimos: gracias a todos y a todas.